Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarle el uso de la web mediante el análisis de sus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra Política de cookies .

Actualidad científica

  • 25/04/2017 - Paleontología

    ¿Qué eran los fósiles de Flores?

    Según los análisis del esqueleto, el misterioso hobbit de la isla de Flores es «con una probabilidad del 99 por ciento un estrecho pariente del Homo habilis». Puede que cause muchos dolores de cabeza.

  • 24/04/2017 - ONDAS GRAVITACIONALES

    ¿Tienen «pelo» los agujeros negros?

    Un estudio establece cómo usar la generación actual de detectores de ondas gravitacionales para poner a prueba un resultado clave de la relatividad general.

  • 23/04/2017 - Astronomía

    Atlas y Pan

    Estas dos lunas de Saturno son dos de los objetos menos comunes del sistema solar. Giran alrededor de Saturno dentro de su sistema de anillos.

  • 21/04/2017 - FISIOLOGÍA ANIMAL

    Sobrevivir sin oxígeno

    Las ratas topo desnudas metabolizan la fructosa, como hacen las plantas, y resisten así varias horas en condiciones de hipoxia.

  • 20/04/2017 - NEUROLOGÍA

    La reprogramación genética permite recobrar la movilidad a ratones con párkinson

    Un experimento con ratones ha demostrado que es posible reprogramar los astrocitos, un tipo de células cerebrales que sustentan a las neuronas y eliminan sustancias tóxicas, para convertirlos en neuronas productoras de dopamina.

Síguenos
  • Google+
  • RSS
  • Noticias
  • 11/01/2017

Neurociencia

La estructura de la materia blanca predice la función cognitiva en niños de uno y dos años

Las neuroimágenes podrían revelar problemas cognitivos y trastornos psiquiátricos a edades tempranas y contribuir al desarrollo de nuevos tratamientos.

PNAS

Menear

El análisis de la materia blanca de los recién nacidos mediante técnicas de neuroimagen podría ayudar a predecir el desarrollo de sus capacidades cognitivas, entre ellas el lenguaje, al año y a los dos años de vida. [iStock/ FatCamera]

También te puede interesar

La materia blanca, formada por axones cubiertos de mielina que conectan neuronas de distintas regiones del cerebro, participa de manera activa en el aprendizaje y el autocontrol, entre otras funciones cognitivas. También se relaciona con ciertas enfermedades mentales, entre ellas, la esquizofrenia y el autismo. Sin embargo, se sabe poco sobre cómo se desarrolla en los humanos y sobre su relación con las capacidades cognitivas en la primera infancia. Un equipo de la Universidad de Carolina del Norte ha comprobado que los patrones de la microestructura de la materia blanca que presentan los niños al nacer podrían ayudar a predecir el desarrollo de la función cognitiva a la edad de uno y dos años.

Neuroimágenes reveladoras

Los investigadores escanearon el cerebro de 685 niños mediante tensor de difusión. Esta técnica de resonancia magnética muestra la difusión del agua por el tejido, por lo que permite identificar los tractos de materia blanca en el cerebro, así como su organización y maduración. En concreto, el equipo analizó la microestructura de una docena de tractos de sustancia blanca relevantes para la función cognitiva, su relación con el desarrollo de la función cognitiva y su heredabilidad.

Hallaron que esos 12 tractos eran muy similares en los neonatos; sin embargo, también constataron que, cumplido el año de vida, estos haces de fibra comenzaban a diferenciarse unos de otros. A la edad de dos años, esa distinción resultaba más marcada. Con todo, el hallazgo que llamó más la atención de los científicos fue que la estructura de los tractos de materia blanca al nacer permitía prever el desarrollo cognitivo general a la edad de un año y el del lenguaje en los niños de dos años. Según concluyeron, las neuroimágenes de la estructura de la sustancia blanca al nacer permite valorar el desarrollo cerebral del niño en los dos primeros años de vida.

Por otra parte, los investigadores analizaron el cerebro de 429 gemelos con el objetivo de evaluar la posibilidad de heredar este rasgo predictivo. Descubrieron que la microestructura de la sustancia blanca era «moderadamente heredable», dato que sugiere que la genética puede influir en su desarrollo.

«En la primera infancia acontece un crecimiento rápido de la estructura cerebral, la cognición y del comportamiento. Estamos empezando a entender la relación entre todos ellos», señala John H. Gilmore, autor principal del estudio. Un entendimiento más preciso de esa relación podría ayudar a identificar, a edades tempranas, el riesgo de padecer problemas cognitivos o trastornos psiquiátricos, así como contribuir al diseño de intervenciones que ayuden al cerebro a desarrollarse de forma que se favorezca su función y se reduzca el riesgo, apunta Glimore.

Más información en Proceedings of the National Academy of Sciences

Fuente: Universidad de Carolina del Norte

Artículos relacionados

Revistas relacionadas

BOLETÍN ACTUALIDAD¿Quieres estar al día de la actualidad científica? Recibe el nuevo boletín de actualidad con nuestros mejores contenidos semanales gratuitos (noticias y posts). Si lo deseas también puedes personalizar tu suscripción. BOLETÍN ACTUALIDAD¿Quieres estar al día de la actualidad científica? ¡Recibe el nuevo boletín de contenidos gratuitos! Ver más boletines.