Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarle el uso de la web mediante el análisis de sus preferencias de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra Política de cookies .

Actualidad científica

  • 24/11/2014 - Economía conductual

    ¿Por qué hay banqueros corruptos?

    Un experimento sugiere que la cultura imperante en el sector financiero tiende a incentivar el fraude más que otras profesiones.

  • 21/11/2014 - Astrogeología

    Un cometa en los orígenes del cráter de Sudbury

    Los últimos datos sobre la cuenca canadiense refutan la hipótesis del asteroide como responsable de esta formación geológica.

  • 20/11/2014 - TECNOLOGÍA MÉDICA

    Dos sensores en uno

    Se han creado nanopartículas que permiten emplear a la vez dos técnicas de diagnóstico por la imagen, un paso más en el seguimiento in vivo de enfermedades.

  • 19/11/2014 - Antropología

    El porqué de la buena orientación masculina

    Los hombres desarrollaron una habilidad espacial y de navegación mayor que las mujeres para asegurarse el éxito reproductivo.

  • 18/11/2014 - Etología

    Orígenes del infanticidio animal

    La matanza de crías por parte de los machos es una práctica común en numerosas especies de mamíferos. ¿A qué se debe?

  • Investigación y Ciencia
  • Junio 2008Nº 381

Medicina

Regeneración de las extremidades

Las salamandras muestran una asombrosa capacidad para regenerar miembros amputados. El estudio de ese anfibio abre nuevas vías para la reconstrucción de miembros y tejidos del cuerpo humano.
Menear
Las extremidades de una salamandra son más pequeñas y un poco más esbeltas que las nuestras. Salvo en eso, no son muy distintas de sus correspondientes en los humanos. Las patas de la salamandra están revestidas de piel; su interior consta de un esqueleto óseo, músculos, ligamentos, tendones, nervios y vasos sanguíneos. Un conjunto laxamente organizado de fibroblastos mantiene unidos tales tejidos internos y confiere forma a la extremidad.
Pero la pata de la salamandra goza de una propiedad singular entre los vertebrados: tras haber sido amputada, vuelve a crecer desde el muñón. Así, una salamandra adulta regenera una extremidad anterior o posterior que haya perdido, tantas veces como sea necesario. Las ranas también pueden reconstruir sus miembros durante la fase larvaria (renacuajo), cuando les crecen por primera vez, pero llegadas a adultas pierden dicha facultad. En las primeras fases de desarrollo, los embriones de mamíferos cuentan con cierta capacidad de regeneración de los brotes de miembros; sin embargo, tal capacidad desaparece mucho antes de nacer. Esa tendencia hacia la pérdida de la capacidad regeneradora durante la ontogenia se observa también en la filogenia de las formas de vida superiores. Se queda sola la humilde salamandra como único vertebrado que conserva la capacidad, durante toda su vida, de reconstruir partes complejas de su cuerpo.

Puede conseguir el artículo en:

Artículo individual