Ruth,

 

Creo que tienes toda la razón. Esos caracteres –y no son los únicos— son de gran atractivo para la mujer, y cumplen el papel de las plumas de las aves.

 

Te adjunto algunas pruebas que he encontrado en la red.

 

Un Chalrton Heston muy varonil (se llamaba Juan Carlos, John Charles) y un no menos impresionante Hugo Jackman.







 

 

Asimismo sin el pecho depilado, observa un Harrison Ford, ya mayor, al que le están maquillando cuidadosamente el pecho, manteniendo la pilosidad pectoral del actor. ¿Por qué será?

 

 











Finalmente, un guapo y dulce Richard Gere sin pilosidad pero con bíceps y abdominales.






Es un modelo distinto. He incluido el  ‘después’, para no olvidar que no estamos frivolizando sino hablando de personas que tienen también sus dificultades para mantener la línea.  



Saludos, Ruth.



Daniel Turbón
Daniel Turbón

Catedrático de Antropología Física. Facultad de Biología. Universidad de Barcelona

Sobre este blog

"En biología nada tiene sentido si no es a la luz de la evolución." Th. Dobzhansky, 1973. 

Ver todos los artículos