11 de Junio de 2012
Evolución

El origen del cráneo de las aves

Se ha demostrado que la cabeza de las aves modernas se desarrolló a través de un acortamiento en el crecimiento normal de los dinosaurios.

Cráneos de distintos arcosaurios (o reptiles dominantes, cuyos representantes actuales son los cocodrilos y las aves). (a) Cráneo de embrión de caimán de 46 días (izquierda) y de adulto (derecha); (b) cráneo juvenil de Coelophysis (dinosaurio primitivo) (izquierda) y de adulto (derecha); (c) cráneo juvenil del ave más primitiva, Archaeopteryx (izquierda) y de adulto (derecha). [Nature]

La aves son el grupo de vertebrados terrestres más rico, con más de 10.000 especies vivas que ocupan un amplio abanico de hábitats. Su anatomía es totalmente distinta a la de otros vertebrados. Su cráneo peculiar alberga dos sistemas altamente especializados: el complejo sistema de coordinación visual y neuromuscular que le permite la coordinación del vuelo y el uso de diversos campos visuales, y las extraordinarias variaciones del pico que contribuye a la pluralidad de estilos de vida de las aves.

Diversas pruebas fósiles y numerosos análisis biológicos han demostrado que las aves son dinosaurios terópodos. Un aspecto clave representa la configuración de su cráneo: las aves presentan cráneos semejantes a los de los terópodos juveniles.

Un estudio ha demostrado ahora que la cabeza de las aves modernas se desarrolló a través de una secuencia de episodios asociados al acortamiento en el crecimiento normal de los dinosaurios (desde el estado de embrión al estado adulto), fenómeno conocido como pedomorfosis. En el estudio se emplearon técnicas de morfometría geométrica para comparar embriones juveniles y adultos de dinosaurios, tanto fósiles como actuales (considerando a las aves como dinosaurios modernos).

La investigación demuestra que los aspectos físicos de las aves actuales tan característicos como el tamaño corporal reducido, los grandes ojos y el cerebro globoso, son el resultado de esos episodios. Tales rasgos fueron decisivos en el proceso evolutivo que configuró el control mecánico y neuronal necesario para desarrollar el vuelo.

Más información en Nature

Fuente: UAM

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.

Responsable: Prensa Científica, S.A. Finalidad: enviarle por correo electrónico los boletines que haya solicitado recibir. Derechos: tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir sus datos, así como a otros derechos, como se explica en la información adicional y detallada que puede consultar en nuestra Política de Privacidad.