9 de Diciembre de 2022
Antropología

Hallan en China un nuevo cráneo de un millón de años de antigüedad

Todavía no han finalizado los trabajos de excavación de este espécimen tan bien conservado, que podría pertenecer a un hombre de Yunxian.

Cráneo conocido como Yunxian 1. El nuevo hallazgo, Yunxian 3, podría pertenecer a un individuo del mismo pueblo. [Gary Todd/Wikimedia Commons, CC0 1.0 Universal (CC0 1.0) Ofrecimiento al Dominio Público]

Un equipo de investigadores ha anunciado el importante hallazgo de un antiguo cráneo humano en el centro de China. A medida que avanza la excavación del fósil, que se encuentra en muy buenas condiciones, los arqueólogos y los paleoantropólogos prevén que el cráneo aportará más información sobre el árbol genealógico de los humanos arcaicos que vivieron en la Eurasia prehistórica.

El cráneo fue descubierto el 18 de mayo en un yacimiento situado a 20 kilómetro al oeste de Yunyang (conocida anteriormente como Yunxian), en Hubei, provincia del centro de China. Fue hallado a 35 metros del lugar donde, en 1989 y en 1990, se desenterraron dos cráneos (del hombre de Yunxian), por lo que, según el equipo de investigadores que lo descubrió, es muy posible que dicho individuo perteneciera al mismo pueblo.

Según Amélie Vialet, paleoantropóloga del Museo Nacional de Historia Natural de París, que ha trabajado con los dos primeros cráneos, conocidos como Yunxian 1 y 2, se trata de «un descubrimiento maravilloso». A diferencia de esos primeros cráneos, aplastados y distorsionados tras milenios bajo tierra, el tercer cráneo, Yunxian 3, parece estar en buen estado.

En 2010, Vialet y su equipo crearon reconstrucciones digitales del cráneo de Yunxian 2 y llegaron a la conclusión de que era muy posible que se tratase de un miembro de la especie humana arcaica Homo erectus. La datación de sedimentos y fósiles de animales del yacimiento indica que los humanos de Yunxian vivieron hace entre 1,1 millones y 800.000 años.

¿Es el hombre de Yunxian un Homo erectus?

A finales del siglo XIX se hallaron los primeros fósiles de Homo erectus en la isla indonesia de Java. Su antigüedad era de, más o menos, 1,5 millones de años. Se cree que fueron los primeros humanos que se aventuraron fuera de África.

El Homo erectus, que vivió hace entre 1,9 millones y 250.000 años, era muy longevo y se expandió en muy poco tiempo, por lo que aparecieron fósiles en muchos lugares. Se han encontrado restos en el este de África, en el este de Asia y puede que también en Europa. Por esta razón, hay una gran variabilidad en el registro fósil de la especie, pero ya se estudian las relaciones existentes entre las distintas poblaciones.

El cráneo de Yunxian 3 está semienterrado en posición vertical. El equipo de investigadores ya ha descubierto la frente, incluido el arco superciliar y las cuencas de los ojos, así como la parte superior, la parte trasera y el pómulo izquierdo del cráneo. Todavía no se sabe si conserva los dientes o hay una mandíbula inferior unidos al cráneo, señala Gao Xing, del Instituto de Paleontología de Vertebrados y Paleoantropología de Pekín, que dirige la excavación.

Vialet cree que los cráneos de Yunxian 1 y 2 comparten algunos rasgos con los fósiles javaneses más antiguos y con otros fósiles de Homo erectus más jóvenes hallados en Asia continental. Al igual que los fósiles javaneses, estos son cráneos grandes que albergaban un gran cerebro. Pero son menos pesados, una característica que suele indicar que se trata de un individuo más moderno.

También se han hallado restos de Homo erectus en más de una docena de yacimientos de China. Según Vialet, es muy posible que los humanos antiguos de Yunxian sean los ancestros de algunas de estas poblaciones, pero sus cráneos presentan rasgos distintivos que los diferencian.

Por ejemplo, los fósiles de hace unos 700.000 años descubiertos en el sistema de cuevas de Zhoukoudian, en los suburbios de Pekín (conocido como el yacimiento del Hombre de Pekín), tienen una cresta sagital prominente que recorre la línea media del cráneo en la que se fijan los fuertes músculos de la mandíbula. Los cráneos de Yunxian parecen carecer de esta característica.

Toda una variedad de fósiles

Yameng Zhang, paleoantropólogo de la Universidad de Shandong, cree que los fósiles de Homo erectus hallados en China presentan diferencias y todavía no saben por qué. Puede que cada población evolucionara de forma independiente una vez llegada a Asia. Otra posibilidad es que sean el resultado de múltiples oleadas de expansión desde África. Para Zhang, «es fundamental hallar Homo erectus más completos, como el Yunxian 3, para poder responder a esta pregunta».

Vialet cree que el cráneo de Yunxian 3 debe compararse con fósiles de homininos chinos y europeos, como el rostro de 1,4 millones de años hallado en julio en la Sima del Elefante, en Atapuerca. Mientras tanto, ha comparado el Yunxian 2 con fósiles de homininos europeos, y cree que es posible que los yunxianos se parezcan más a las poblaciones europeas de la época del Pleistoceno medio que a los especímenes posteriores de China.

Si el cráneo de Yunxian 3 tiene dientes, sobre todo molares, serán de gran ayuda a la hora de averiguar su parentesco evolutivo con otros humanos primitivos, señala Clément Zanolli, de la Universidad de Burdeos.

Una pregunta muy antigua

Cuando ya se haya excavado por completo el cráneo de Yunxian 3, algo que puede suceder en los próximos meses, su datación será fundamental. Gracias a varias técnicas, sabemos que los cráneos Yunxian 1 y Yunxian 2 tienen una antigüedad de ente 800.000 y 1,1 millones de años.

Wei Wang, geocronólogo de la Universidad de Shandong, afirma que los fósiles de homininos de China suelen ser más difíciles de datar que los de África. La razón es que en el país asiático no hay sedimentos volcánicos que puedan datarse de forma fiable midiendo las cantidades de isótopos radiactivos presentes en la roca.

Jean-Jacques Bahain, del Museo Nacional de Historia Natural de París, recurrió a la resonancia paramagnética electrónica y la datación por series de uranio para averiguar cuán antiguos eran los sedimentos recogidos en el yacimiento de Yunxian. Para que la fecha sea lo más aproximada posible, hay que realizar una comparación muy precisa entre los valores hallados en el fósil y los del cuarzo presente en el sedimento. Bahain cree que las muestras que midió no se recogieron en el mismo momento y lugar que los cráneos de Yunxian 1 y 2. Por lo tanto, gracias al descubrimiento de Yunxian 3 podrán recoger muestras de sedimentos del terreno en el que se asienta el cráneo.

Según Gao, los pequeños fósiles de animales que rodean el cráneo de Yunxian 3 están retrasando el proceso de extracción. Pero Bahain cree que estos especímenes ayudarán a precisar la edad del cráneo, y también posibilitarán su conexión con restos humanos primitivos descubiertos en otros lugares de China junto a los cuales también se halló fauna prehistórica.

Dyani Lewis/Nature News

Artículo traducido y adaptado por Investigación y Ciencia con el permiso de Nature Research Group.

Referencias: Conferencia de prensa sobre el proyecto «Arqueología de China», Administración Estatal del Patrimonio Cultural de China, 28 de septiembre de 2022.

«Homo erectus from the Yunxian and Nankin Chinese sites: Anthropological insights using 3D virtual imaging techniques»; Amélie Vialet et al. en Comptes Rendus Palevol, Vol. 9, n.º 6–7, págs. 331-339, septiembre-noviembre de 2010.

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.

Responsable: Prensa Científica, S.A. Finalidad: enviarle por correo electrónico los boletines que haya solicitado recibir. Derechos: tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir sus datos, así como a otros derechos, como se explica en la información adicional y detallada que puede consultar en nuestra Política de Privacidad.