Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

17 de Junio de 2021
Psicología

La escucha atenta ayuda a los adolescentes a abrirse

La escucha comprometida y el contacto visual, entre otras herramientas, favorece que los jóvenes revelen sus acciones y sentimientos a los padres.

Escuchar con atención a los hijos adolescentes favorece un afecto positivo y la autoestima de estos últimos. [iStock/ SDI Productions]

Las técnicas de escucha comprometida, como el contacto visual, el asentimiento y el uso de palabras clave para elogiar la franqueza, ayudan a que los adolescentes admitan su mal comportamiento y compartan sus sentimientos con los padres, según un estudio publicado en revista Journal of Experimental Child Psychology.

Para su estudio, investigadores de las universidades de Reading y Haifa pidieron a un millar de jóvenes de entre 13 y 16 años de edad que vieran una conversación escenificada entre un padre o una madre y un adolescente sobre una situación difícil. Así, el primer escenario de conversación mostraba a un adolescente que admitía a su madre que había vapeado y se sentía avergonzado; en el segundo, un hijo adolescente le contaba a su madre que sus compañeros lo habían rechazado por tas negarse a vapear, y se sentía herido. Cada escenario tenía una versión en la que el padre o la madre escuchaba atentamente, y otra en la que los progenitores parecían más distraídos y utilizaban menos el contacto visual.

Los participantes que vieron las versiones en las que el padre o la madre se mostraba atento indicaron que se habrían sentido mejor y sería más probable que volvieran a hablar sobre sus sentimientos con los progenitores en el futuro. En otras palabras, la escucha atenta favorecía que los jóvenes se sintieran más auténticos y conectados con los padres.

Netta Weinstein, de la Universidad de Reading y una de las autoras de la investigación, afirma en un comunicado de prensa: «El estudio demuestra que en las relaciones entre padres e hijos adolescentes, escuchar tranquilamente mientras se muestra al adolescente que se le valora y aprecia por su honestidad tiene un poderoso efecto en su disposición a abrirse». El equipo constató que la escucha activa era igual de importante en todos los participantes, con independencia de su sexo. Además, fomentaba el bienestar psicológico del hijo.

«Aunque no sabemos con qué frecuencia las expectativas se ajustan a la realidad, está claro que es más probable que la escucha activa conduzca a un buen resultado para los adolescentes que el estilo más pasivo», concluye Weinstein.

La redacción

Referencia:«Parental listening when adolescents self-disclose: A preregistered experimental study». Netta Weinstein et al., publicado en línea en Journal of Experimental Child Psychology, 2021.

También te puede interesar

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.