Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

3 de Julio de 2020
BIOTECNOLOGÍA

Microorganismos utilizados como códigos de barras

Una nueva estrategia que emplea bacterias a las que se ha insertado secuencias cortas de ADN podría ayudar a identificar el origen de las mercancías.

Las células de la levadura (Saccharomyces cerevisiae) pueden marcarse con secuencias específicas de ADN y utilizarse como etiquetas para el seguimiento de los bienes de consumo. [iStock-Dr_Microbe]

Un método novedoso que utiliza microorganismos inofensivos como etiquetas biológicas podría permitir a los consumidores averiguar en qué granja se cultivaba la ensalada que los enfermó y si los zapatos de diseño que compraron eran falsos.

Michael Springer, de la Escuela de Medicina de Harvard, en Boston (Massachusetts), y sus colaboradores han descrito en un reciente estudio publicado en Science que han insertado secuencias cortas de ADN en los genomas de las formas inactivas de la bacteria Bacillus subtilis y de la levadura Saccharomyces cerevisiae. Las secuencias de ADN funcionan como códigos de barras biológicos que pueden utilizarse en diferentes combinaciones e identificarse con varias herramientas de detección de ADN.

Los autores han comprobado que los microrganismos con códigos de barras que se aplican sobre la arena, el suelo, la alfombra y la madera siguen siendo detectables durante meses, incluso después de ser expuestos al viento, la lluvia, o después de barrer o pasar la aspiradora. También pueden transferirse de las superficies a otros objetos, como los zapatos usados en un arenero que había sido pulverizado con los microorganismos.

Mediante el empleo bacterias marcadas con ADN, los investigadores también han logrado rastrear el origen de una planta frondosa hasta la maceta concreta en la que creció. Los microbios con código de barras persistieron en una verdura incluso después de lavarla y cocinarla, por lo que esta estrategia podría utilizarse para trazar la contaminación de los alimentos hasta su origen, explican los investigadores.

Nature highlights

Artículo traducido y adaptado por Investigación y Ciencia con permiso de Nature Research Group.

Referencia: «Barcoded microbial system for high-resolution object provenance». Jason Qian et al. en Science , vol. 368, n.º 6495, págs. 1135-1140, junio de 2020.

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.