Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarle el uso de la web mediante el análisis de sus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra Política de cookies .

Actualidad científica

Síguenos
  • Google+
  • RSS
  • Noticias
  • 23/10/2018

Embarazo

Un solo gen podría causar el aborto espontáneo

En ratones, la ausencia de un factor de transcripción alteraría la formación de la placenta. Ello provocaría severas hemorragias que resultarían en la muerte de la mayoría de los fetos.

Scientific Reports

Menear

Un estudio reciente identifica el gen Math6 como factor clave en el desarrollo de la placenta. Su ausencia provocaría abundantes sangrados a mediados del embarazo que conllevarían el fallecimiento de los fetos. [Pixabay]

También te puede interesar

Embarazo y salud del bebé Embarazo y salud del bebé

El embarazo representa una de las etapas más importantes y emocionantes en la vida de muchas mujeres, y en la que la salud de su hijo durante el período de gestación se convierte en el objeto de su principal preocupación. Este monográfico (solo en PDF) aborda los factores genéticos, ambientales, biológicos y psicológicos que resultan fundamentales para el desarrollo del futuro bebé, incluso en el caso de que este sea prematuro.

Más información

Durante el desarrollo prenatal, el factor de transcripción Math6 participa en numerosos procesos. Sin embargo, los mecanismos moleculares que se activan a consecuencia de su acción permanecen aún por explorar.

Ahora, mediante ingeniería genética, Markus Napirei y su equipo, de la Universidad Ruhr de Bochum, en Alemania, han delecionado este gen, en ratones, a fin de dilucidar dicha cuestión.

Según los resultados del estudio, publicados por la revista Scientific Reports, las consecuencias más importantes de la ausencia de Math6 se observarían en hembras embarazadas. En concreto, ello resultaría en alteraciones de la placenta que provocarían la muerte de los embriones.

En mamíferos, la correcta implantación del blastocito fertilizado y la formación ordenada de la placenta son clave para la consecución de una gestación exitosa. La placenta conecta el embrión en desarrollo con el útero materno a fin de proporcionar nutrientes y oxígeno, a través del sistema circulatorio de la madre. Por consiguiente, cualquier anomalía acaecida durante el proceso de remodelación de los vasos sanguíneos maternos conllevaría la aparición de trastornos del embarazo.

En roedores, Math6 se expresa desde las primeras etapas de la formación de la placenta hasta mediados de la gestación, momento en el que se observaron las primeras complicaciones. En este estadio del embarazo, los sangrados uterinos múltiples originaron el aborto de la mayoría de los fetos. Sin embargo, los pocos que sobrevivieron se desarrollaron con normalidad. Este resultado sugiere que el factor de transcripción no participa en el desarrollo de los embriones dentro del útero materno.

En algunas hembras, las hemorragias afectaron gravemente su salud, y por cuestiones éticas, de bienestar animal, fueron sacrificadas. Otras, en cambio se recuperaron al cabo de 24 horas. Éstas, no obstante, no pudieron dar a luz a los fetos supervivientes, pues la presencia de coágulos y restos de tejido de los embriones fallecidos obstruyó el útero.

Para Napirei y sus colaboradores, que un solo gen materno desempeñara un papel tan relevante en el desarrollo de la placenta, resultó sorprendente. De confirmarse el hallazgo en humanos, ello podría ayudar en la comprensión de las complicaciones y abortos recurrentes que se producen durante el embarazo.

Marta Pulido Salgado

Referencia: «Murine trasncription factor Math6 is a regulator of placenta development», de M Böing et al. en Scientific Reports, publicado el 9 de octubre de 2018.

Artículos relacionados

Revistas relacionadas