La medicina en la Edad Media, ¿ciencia o arte?

La cultura latina medieval transformó la filosofía natural clásica en una nueva ciencia médica que integraba teoría y práctica.

Hunayn ibn Isḥāq (Joannitius): Isagoge Johannitii in Tegni Galeni (Articella). Oxford, s. XIII. [NATIONAL LIBRARY OF MEDICINE, DERICCI NLM 78]

La imagen que predomina sobre la medicina en la Edad Media es que no tuvo una tradición científica. Es evidente que si buscamos precursores de la patología moderna o las ciencias biomédicas actuales no los encontraremos. Sin embargo, si pensamos en un sistema médico racional, con una metodología deductiva fundamentada en las autoridades clásicas y una enseñanza institucionalizada en las universidades europeas, entonces podemos constatar que el Medievo dio lugar a un sistema médico de tradición científica que tuvo una gran proyección durante muchos siglos para explicar de forma coherente la relación entre salud y enfermedad.

Filosofía natural y medicina
La filosofía natural es la disciplina que se dedicaba al estudio filosófico de la naturaleza (physis) y de los fenómenos naturales en todas sus variantes, antes de que se formaran las ciencias modernas. Algunas de las consideraciones de la filosofía natural también repercutían sobre aspectos médicos: la medicina clásica partía de una importante tradición filosófica para explicar la naturaleza de las causas de la enfermedad, la relación del ámbito humano y el universo en general, y los principios del diagnóstico, el tratamiento y la curación de las enfermedades. En este sentido, la medicina medieval se fundaba en la tradición clásica de los cuatro humores de Hipócrates y Galeno. La teoría propugnaba una relación entre los fluidos del cuerpo y los cuatro elementos con la teoría de la justa medida: cuando sus propiedades y cantidades estaban proporcionadas y su mezcla era completa, se gozaba de buena salud; por el contrario, cuando se producía un desequilibrio y alguno de los elementos se separaba y no se mezclaba con los demás, se enfermaba.

Durante la Edad Media se produjo una importante circulación de traducciones latinas que recuperó gran parte de la cultura clásica. Estas traducciones fueron de gran importancia para la cultura latina y, especialmente, para el desarrollo de disciplinas como la filosofía natural, basada principalmente en la obra de Aristóteles. Su asimilación en la cultura latina contribuyó a transformar progresivamente la visión del mundo y la naturaleza, sobre todo al establecerse como materia de estudio en las facultades de Artes, las escuelas preparatorias para los estudios superiores (teología, derecho y medicina). Esto permitió a los médicos estudiar y profundizar sobre el conocimiento teórico de la naturaleza y, a su vez, promover una nueva práctica médica fundamentada en la filosofía natural aristotélica.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso a la revista?

También te puede interesar

Revistas relacionadas

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.

Responsable: Prensa Científica, S.A. Finalidad: enviarle por correo electrónico los boletines que haya solicitado recibir. Derechos: tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir sus datos, así como a otros derechos, como se explica en la información adicional y detallada que puede consultar en nuestra Política de Privacidad.