Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

El kayac de las islas Aleutianas

Los aleutianos usaban la baidarka para cazar en alta mar. Algunas particularidades de este kayac, de forma muy refinada, no se comprenden todavía.
Cuando los rusos arribaron a las islas Aleutianas y costa de Alaska, en el siglo xviii, encontraron las aguas llenas de embarcaciones pequeñas, veloces y de proa bífida. Les dieron el nombre de "baidarkas". Hechas de piezas de madera encontradas a la deriva, cosidas con fibras de ballena y forradas con piel de mamífero marino, estas embarcaciones, ligeras y flexibles, eran auténticos seres marinos. Los aleutianos las impulsaban a gran velocidad en aquellas pérfidas aguas, usándolas para cazar ballenas, nutrias de mar, leones marinos, focas y otros mamíferos con dardos, lanzas y arpones de mano.
Con el tiempo, sin embargo, la "baidarka" fue variando de forma, adaptándose a las necesidades de los recién llegados. Algunas -incluida cierta versión de manga reducida, proa bífida abierta y capaz de alcanzar una gran velocidad- dejaron de existir. Como la técnica de construcción fue durante mucho tiempo de transmisión oral, los modernos estudiosos de la materia, piragüistas y aleutianos tienen infinidad de dudas acerca de ellas. ¿Qué velocidad alcanzaban las primeras "baidarkas"? ¿Por qué tenían la proa bífida y la popa truncada? ¿Poseían los aleutianos unos criterios de diseño intuitivos que se les escapan a los ingenieros y matemáticos de hoy en día?

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.