Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarle el uso de la web mediante el análisis de sus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra Política de cookies .

Actualidad científica

Síguenos
  • Google+
  • RSS
  • Investigación y Ciencia
  • Octubre 2014Nº 457
Panorama

Comunicación

¿Quién hizo qué?

Se están desarrollando nuevas taxonomías para ayudar a los investigadores a especificar su contribución en los proyectos colaborativos.

Menear

Hoy en día es raro el proyecto de investigación realizado por una sola persona. Los artículos científicos con un solo autor son —sobre todo en las ciencias de la vida— una especie en extinción. Este incremento de autores por trabajo se debe, por un lado, a la presión que ejercen los sistemas nacionales de evaluación de la actividad científica. Por otro, a la gran ciencia (big science), caracterizada por la colaboración y por el uso de la tecnología, que ha transformado la forma en la que se investiga.

Ello hace que cueste saber quién ha hecho qué parte cuando leemos un artículo científico. De poco sirve consultar la lista de autores o la sección de agradecimientos o de contribuciones. Además, al tratarse de información no estructurada, resulta complicado aplicar técnicas de minería de datos.

El desarrollo de la tecnología digital ofrece nuevas vías para solucionar esta cuestión. Si se emplea la «taxonomía» adecuada, tal vez los programas de envío de manuscritos permitan a los investigadores asignarse roles de contribución en formatos estructurados de manera relativamente fácil durante el proceso de envío y publicación del trabajo. Una iniciativa similar es la de FundRef, desarrollada por las agencias financiadoras, editoriales y plataformas de gestión de revistas para crear enlaces directos entre las publicaciones científicas y la financiación asociada a las mismas en el momento en que se envía el manuscrito a la revista.

Puede conseguir el artículo en: