Nunca es demasiado tarde

El tratamiento puede disminuir la probabilidad de infección tras un hecho arriesgado.

Suponga usted que es médico de urgencias y le llega una paciente diciendo que ha sido violada dos horas antes. Manifiesta su miedo de haberse expuesto al VIH, el virus que causa el sida, pero ha oído que existe una píldora para prevenir la infección.

¿Se puede hacer algo realmente para impedir la replicación del virus y que brote la infección? ¿Respondería de manera diferente si la paciente tuviera un compañero sero­positivo y se le hubiera roto el preservativo durante el coito? ¿Cómo tratar a un paciente que esporádicamente se emborracha y tiene relaciones sexuales con gentes desconocidas?

Otros artículos del informe especial «Panorámica del sida»

Dilemas éticos

    • Tim Beardsley

Medidas preventivas

    • Thomas J. Coates
    • Chris Collins

Panorámica del sida en 1998

    • Jonathan M. Mann
    • Daniel J. Tarantola

Progresos terapéuticos

    • John G. Bartlett
    • Richard D. Moore

El sida infantil

    • Catherine M Wilfert
    • Jr., R. E. McKinney

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso a la revista?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.