Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

Residuos convertidos en electricidad

El aprovechamiento de los desechos urbanos y ganaderos para la obtención de electricidad permite reducir su acumulación en los vertederos y constituye una fuente energética alternativa.
WIKIMEDIA COMMONS/FROBLES/CC BY-SA 3.0
Si queremos que nuestra sociedad sea sostenible, debemos procurar que los residuos que generamos reciban un tratamiento adecuado. La Directiva Europea 2008/98/CE establece una jerarquía en la gestión de los mismos: comienza con la prevención; sigue con la reutilización y el reciclado; continúa con otros tipos de valorización, como la conversión en energía; y finaliza con la eliminación.
En ese contexto, la obtención de electricidad a partir de material descartado constituye una estrategia de gran interés, puesto que resuelve dos de los mayores retos ambientales de la actualidad: qué hacer con los desechos que generamos y cómo obtener energía de manera limpia y renovable.
Pero ¿cuánta electricidad puede generarse a partir de los residuos de la actividad humana? Y ¿cuál sería el coste de su producción? Mediante el uso de información estadística geo-referenciada y modelos matemáticos, nuestro grupo de investigación ha respondido estas cuestiones para el caso de España. El trabajo, que aquí resumimos, se ha publicado en Renewable Energy. Veamos primero con qué tipo de residuos podemos contar.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.