Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

Más que la suma de las partes

La colaboración internacional resulta muy productiva en ciencia, según Paul Nurse, presidente de la Real Sociedad Británica.

WIKIMEDIA COMMONS/PLOS/CC BY-SA 2.0

Paul Nurse sabe por experiencia lo que cuesta convertirse en un científico productivo. Criado por sus abuelos —un arreglalotodo y una cocinera— en una Inglaterra fuertemente clasista, Nurse perseveró en sus estudios hasta obtener datos precursores sobre el ADN y la división celular, que le valieron un premio Nobel en 2001. En 2003 fue nombrado rector de la Universidad Rockefeller, en la ciudad de Nueva York, y en 2010, presidente de la Real Sociedad Británica, lo que le convirtió en un gran conocedor de las diferencias culturales entre científicos europeos y estadounidenses. Hoy vive entre Londres y Nueva York, donde todavía realiza investigaciones de laboratorio. Nurse conversa con nuestra revista sobre la cambiante faz de la ciencia mundial.

Otros artículos del informe especial Estado de la ciencia global 2012

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.