Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

El juego de la vida

Un clásico de John Conway popularizado por Martin Gardner.

wikimedia commons

Piense en el vuelo de un águila o en el nacimiento de un elefante. Aunque sabemos que semejantes maravillas de la naturaleza son el resultado de la selección natural, no deja de resultar asombroso que organismos tan complejos como los seres vivos hayan surgido sin la ayuda de un "diseñador". ¿Cómo es posible que un águila o un elefante sean el resultado de mutaciones aleatorias y de una competición por la supervivencia? El juego de la vida, creado por el matemático John Conway, ahora en la Universidad de Princeton, quizá nos ayude a entenderlo algo mejor.

El mundo del juego consiste en una cuadrícula infinita. En este mundo habitan fichas que viven en alguna de las celdas de la cuadrícula. Aunque puede haber celdas vacías, no se permite que haya más de una ficha por celda.

Artículos relacionados

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.