Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

1 de Febrero de 2015
Historia de la ciencia

La verdadera historia del led

El descubrimiento de los diodos emisores de luz suele atribuirse a investigadores estadounidenses en los años sesenta del siglo XX. Pero los primeros en observar este fenómeno, hace más de cien años, fueron Henry Round, de los Laboratorios Marconi, y Oleg Lósev, un genio ruso olvidado.

Oleg Vladimirovich Lósev, 1903-1942. [WIKIMEDIA COMMONS/DOMINIO PÚBLICO]

Artículo publicado originalmente en Nature Photonics y recomendado por la Fundación Nobel con motivo del premio Nobel de física otorgado en 2014 a Isamu Akasaki, Hiroshi Amano y Shuji Nakamura por la invención de los ledes azules.

El diodo emisor de luz, o led (de light-emitting diode), constituye un elemento clave de la tecnología actual. Los electrodomésticos cuentan con pequeños indicadores luminosos de tipo led, que sirven para leer CD y DVD en ordenadores o consolas, o para transmitir la señal de un control remoto. Cada vez más vehículos están equipados con intermitentes y luces de freno de este tipo. Pero la función más importante que desempeña el led es la de enlazar la electrónica con la fotónica. Láseres semiconductores basados en esta técnica envían señales moduladas a través de cables de fibra óptica, sin los cuales no se podría atender la creciente demanda de telecomunicaciones e Internet de banda ancha. Se estima que el mercado de ledes moverá más de 15.000 millones de dólares por año en la próxima década [valoración de 2007].

Pero ¿quién inventó el led, y cuándo lo hizo? Sabemos que el láser semiconductor, que integra un led, fue presentado poco después del primer láser de rubí. En 1962, cuatro grupos de investigación estadounidenses describieron simultáneamente un láser semiconductor de tipo led que funcionaba con cristales de arseniuro de galio. Tres de estos artículos aparecieron en el mismo volumen de Applied Physics Letters. Sus autores fueron, entre otros, Robert Hall y Nick Holonyak, de los laboratorios de la empresa General Electric; Marshall Nathan, de IBM, y Robert Rediker, del Instituto de Tecnología de Massachusetts. Todos ellos se ganaron de este modo un lugar en la historia de la optoelectrónica.

Una figura olvidada
Sin embargo, la historia del inventor del led es menos conocida y más trágica. Oleg Vladimirovich Lósev fue un científico de enorme talento que trabajó como técnico de radio en laboratorios soviéticos y que murió de hambre en 1942, durante el sitio a Leningrado, a los 39 años. Pese a que no había recibido una educación formal, Lósev publicó en su corta carrera 43 artículos en destacadas revistas científicas alemanas, rusas y británicas, y obtuvo 16 patentes a su nombre. Hizo descubrimientos de relieve en electrónica del estado sólido, entre los que se incluye el primer amplificador y generador semiconductor de estado sólido, el crystadine.

Artículos relacionados

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.