Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

Microinstantáneas luminosas

Las micrografías ópticas obtenidas por científicos y aficionados revelan detalles asombrosos de la naturaleza.

Vista dorsal de un pez cebra juvenil donde se observa el esqueleto y las escamas (azul) y los vasos linfáticos (naranja). [DANIEL CASTRANOVA, BRANT WEINSTEIN Y BAKARY SAMASA, INSTITUTOS NACIONALES DE SALUD DE EE.UU.]

El ojo humano es un órgano con limitaciones. El segmento del espectro electromagnético que nos resulta visible supone apenas en torno al 0,0035 por ciento de toda la luz del universo. Un ojo normal dotado de una agudeza visual de 20/20 es capaz de discernir los objetos con nitidez hasta unos cinco kilómetros de distancia y distinguir objetos de 0,1 milímetros de tamaño. Del mismo modo que los catalejos y los telescopios ponen al alcance de nuestra visión la Tierra y el cosmos, los microscopios ópticos nos permiten asomar nuestra mirada a escalas cientos de veces más pequeñas de las que seríamos capaces de ver. Los descubrimientos hechos en los campos de la medicina, la biología, la geología y la ciencia vegetal gracias a la técnica microscópica son incontables.

Desde hace ya 46 años, la empresa de fotografía Nikon patrocina el concurso Small World, que premia la excelencia en la fotografía a escalas minúsculas, lograda con la ayuda del microscopio óptico. Los científicos constituyen una parte importante de los participantes porque su trabajo les lleva casi de forma natural a visualizar cosas extraordinarias. En este artículo se exponen la imagen ganadora de la edición de 2020, así como una selección de las mejores imágenes hecha por nuestros editores. Para el participante Jason Kirk, del Colegio Baylor de Medicina, el concurso supone una «oportunidad única para celebrar la confluencia del arte con la ciencia. Imágenes como las aquí expuestas constituyen un nexo [magnífico] entre la comunidad científica y el gran público».

La ganadora de este año, la imagen de un joven pez cebra, forma parte del trabajo de un equipo investigador de la Red de Institutos Nacionales de Salud de EE.UU. Los autores han descubierto que el cráneo de este pez alberga vasos linfáticos, algo que hasta ahora se creía exclusivo de los mamíferos. Este hallazgo podría acelerar y revolucionar la investigación de las enfermedades neurológicas como el alzhéimer. Unieron más de 350 imágenes en una sola para crear la ganadora.

IGOR SIWANOWICZ, INSTITUTO MÉDICO HOWARD HUGHES

Rádula de un caracol de agua dulce, teñida y captada en forma de yuxtaposición de imágenes. El reino de los animales diminutos está repleto de formas extrañas, a veces se diría incluso que venidas de otros mundos, opina su creador, Igor Siwanowicz, del Instituto de Medicina Howard Hughes. Este obtuvo el caracol del acuario de su compañero de laboratorio. Aclara que «se trata de la lengua del molusco, que recuerda a un suntuoso candelabro rococó». La imagen mereció el tercer premio del concurso de fotografía Nikon Small World.

YOUSEF AL HABSHI

Escama del ala de una mariposa emperador azul (Papilio ulysses). El autor, Yousef Al Habshi, afirma que la dificultad de la fotografía radicó en encontrar el balance focal correcto entre la cámara y las escamas para captar la luz, a la vez que evitaba la sobre o la infraexposición.

PAWEŁ BŁACHOWICZ

La pulga de agua, o dafnia (Daphnia), es un habitante microscópico del agua. Para obtener la imagen, el fotógrafo Paweł Błachowicz usó la técnica de reflexión: la cámara capta la luz reflejada por el objeto. Błachowicz explica que el método normalmente se reserva para los objetos opacos, así que fue toda una sorpresa obtener este resultado espectacular. «Pese a su transparencia, la dafnia luce este aspecto asombroso con la luz reflejada», añade.

JUSTIN ZOLL

Cristales formados al calentar una disolución de etanol y agua que contenía L-glutamina y beta-alanina. Las proporciones de ambos aminoácidos han de ser las precisas para que aparezcan las formaciones cristalinas, aclara el fotógrafo Justin Zoll. Empleó un filtro polarizador para captar la imagen, que ocupó el decimotercer puesto.

ÖZGÜR KEREM BULUR

Vista lateral de un escarabajo cigarrero de la vid (Byctiscus betulae). El exoesqueleto duro es muy reflectante y ahí radica la dificultad de la toma, explica el fotógrafo Özgür Kerem Bulur, que tuvo que dar con el balance de luz adecuado para captar los colores iridiscentes. Su obra quedó en el decimocuarto puesto.

DAVID MAITLAND

Escólex o cabeza de tenia (Taenia pisiformis), extraída del intestino de un conejo. El ángulo de toma muestra el rostelo armado de ganchos con el que este parásito se aferra al tubo digestivo del hospedador. «Me encanta la belleza geométrica de la imagen, sus cualidades esculturales y su ambigüedad», afirma su autor, David Maitland. «¿Es un fósil o algo incluido en piedra arenisca? ¿Qué es?»

JASON KIRK, COLEGIO BAYLOR DE MEDICINA

Microtúbulos (naranja) del interior de una célula endotelial de una arteria pulmonar bovina. El núcleo celular aparece coloreado de azul claro. En su trabajo, Jason Kirk, del Colegio Baylor de Medicina, usa estas células para calibrar el equipo de microscopía. Pero el resultado final, que quedó en séptimo lugar, merece el reconocimiento por su valor artístico.


PARA SABER MÁS

Small World Nikon. https://www.nikonsmallworld.com/

Puedes obtener el artículo en...

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.