Descargas ilegales e ingresos cinematográficos

Dos economistas desentrañan la relación entre las descargas ilegales y las ventas de entradas.
THOMAS FUCHS
La naturaleza turbia de las descargas ilegales hace que resulte muy difícil analizar la relación entre la piratería y la caída de ingresos de una productora. ¿Se corresponde cada descarga de una película con una entrada de cine no vendida, o recurren a la piratería justamente aquellos que jamás habrían pagado por entrar al cine?
Brett Danaher, economista de la Universidad de Wellesley, y Joel Waldfogel, de la Universidad de Minnesota, han intentado desentrañar la relación entre ambos fenómenos. Los estudios de Hollywood suelen esperar varias semanas desde que estrenan una película en EE.UU. hasta que la proyectan en el extranjero. Durante ese tiempo, los aficionados en otros países pueden encontrarla en sitios de intercambio de archivos basados en el protocolo BitTorrent, pero no en los cines de su localidad. Si la piratería en Internet redujese la venta de entradas, el retraso en los estrenos internacionales repercutiría en una caída de taquilla en esos países.
Los investigadores crearon una base de datos en la que incluyeron los ingresos de taquilla de las diez películas más populares en diecisiete países durante tres años. Después, consideraron las películas estrenadas antes y después de la popularización de BitTorrent. Tras tener en cuenta todos los factores que pudieran afectar a la recaudación, los economistas observaron que las películas que salieron a la cartelera después de que el uso de BitTorrent se generalizase sufrieron una merma de ingresos con respecto a las que se estrenaron antes. De hecho, las pérdidas se mostraron tanto mayores cuanto más tiempo hubiese transcurrido entre su estreno en EE.UU. y su primer pase público en otros países.
Además, los géneros más populares para la piratería digital se revelaron como los que más pérdidas sufrían. «Después de BitTorrent, las consecuencias de un retraso en el estreno de una película de acción o ciencia ficción resultan mucho mayores que en los demás géneros», sostiene Danaher. El economista cifra en unos 240 millones de dólares las pérdidas anuales de la recaudación en taquilla de fin de semana en los diecisiete países estudiados.
El estudio apoya también uno de los controvertidos argumentos que suelen emplear los defensores de la piratería: que la gente acude a las descargas ilegales cuando esa es la única forma que les permite acceder a un contendido. Danaher menciona otro episodio de 2007, cuando, como consecuencia de una disputa con Apple, la cadena NBC retiró de la noche a la mañana sus contenidos de la tienda de iTunes. Poco después, el tráfico de contenidos de NBC pirateados aumentó de manera drástica. Puede que las nuevas leyes contribuyan a alejar a algunos usuarios de las descargas ilegales, pero las compañías deben proporcionarles lugares alternativos para encontrar lo que buscan.

Puedes obtener el artículo en...

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.

Responsable: Prensa Científica, S.A. Finalidad: enviarle por correo electrónico los boletines que haya solicitado recibir. Derechos: tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir sus datos, así como a otros derechos, como se explica en la información adicional y detallada que puede consultar en nuestra Política de Privacidad.