DAVID LAW/INSTITUTO DUNLAP DE ASTRONOMÍA Y ASTROFÍSICA

El universo primitivo era un lugar convulso y desordenado. Las galaxias chocaban entre sí mucho más a menudo que en la actualidad y en su interior las estrellas se arracimaban en grupos caóticos e irregulares. Unas condiciones muy poco propicias para que surgiesen galaxias espirales, ordenadas y delicadas como la Vía Láctea o Andrómeda.

Con todo, hace unos meses un grupo de astrónomos halló una pequeña joya en medio de aquel caos primordial. A partir de un sondeo de cientos de galaxias que existieron pocos miles de millones de años después de la gran explosión, los investigadores descubrieron una de brazos espirales muy bien delineados. Los resultados, que fueron publicados en el número del 16 de julio de la revista Nature, podrían ayudar a explicar por qué las galaxias espirales eran tan poco frecuentes en esa época.

El nuevo objeto, bautizado como BX442, fue identificado entre las imágenes del telescopio espacial Hubble como una espiral que habría existido unos 3000millones de años después de la gran explosión. Parece corresponder a cierta variedad de galaxias denominadas de gran diseño, aquellas en las que unos brazos espirales muy marcados conforman un disco igualmente bien definido.

Aunque las galaxias espirales pueblan hoy el cielo, a medida que los astrónomos observan objetos cada vez más lejanos (y, por tanto, más y más antiguos), las estructuras con geometría espiral tienden a desaparecer. En su lugar pululan galaxias irregulares e informes; el equivalente cósmico de una fase adolescente. Sin embargo, BX442 adquirió de algún modo una estructura espiral muy regular, quizá como consecuencia de un encuentro previo con una galaxia menor. «Hasta donde podemos ver, [BX442] parece poseer una pequeña galaxia compañera a un lado», explica David Law, astrofísico de la Universidad de Toronto y autor principal del estudio. Si la diminuta vecina hubiese sido la desencadenante, los brazos espirales probablemente desaparezcan en unos cien millones de años, vaticina Law. La naturaleza transitoria de una estructura espiral en aquella época podría explicar el carácter excepcional de las galaxias espirales.

Existen sin embargo otras posibilidades. La galaxia BX442 podría haber generado su propia estructura espiral sin necesidad de un empujón de su compañera. Las grandes agrupaciones de gas y estrellas en el seno de una galaxia pueden provocar que esta desarrolle una geometría espiral; y, de hecho, BX442 parece contener al menos una de esas agrupaciones en uno de los brazos.

Tal vez exista una gran variedad de procesos por medio de los cuales una galaxia puede acabar adquiriendo una geometría espiral. Una vez que los observatorios de nueva generación, como el Telescopio Espacial James Webb, de la NASA, se hallen en funcionamiento, debería ser posible estudiar un gran número de ejemplos a lo largo de las distintas edades cósmicas.

Puedes obtener el artículo en...

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.

Responsable: Prensa Científica, S.A. Finalidad: enviarle por correo electrónico los boletines que haya solicitado recibir. Derechos: tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir sus datos, así como a otros derechos, como se explica en la información adicional y detallada que puede consultar en nuestra Política de Privacidad.