Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarle el uso de la web mediante el análisis de sus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra Política de cookies .

Actualidad científica

  • 18/01/2019 - AGRICULTURA

    Las especies silvestres de café, amenazadas

    Su extinción, impulsada por el cambio climático y la deforestación, pone en peligro la viabilidad de las variedades comerciales.

  • 17/01/2019 - envejecimiento

    Nuestro ADN sabe cuántos años viviremos

    La identificación de ciertas variantes en el genoma permitiría predecir si una persona presentará mayor o menor esperanza de vida que la media de la población

  • 16/01/2019 - Oceanografía

    El cambio climático energiza las olas

    Cuanto más calientes estén los mares, más potentes serán en general las olas. Esta es una consecuencia inesperada del cambio climático. Sin embargo, ante Europa la tendencia apunta en sentido contrario.

  • 16/01/2019 - Envejecimiento

    Los insectos también envejecen

    Del mismo modo que los humanos, los grillos de campo sufren un deterioro físico a lo largo de la edad adulta, a pesar de vivir unas semanas.

  • 15/01/2019 - aprendizaje automático

    ¿Una nueva forma de inteligencia artificial?

    Los investigadores presentan un nuevo modelo de aprendizaje automático que en vez de a las capas de las redes neuronales profundas recurre a una «caja negra» que resuelve ecuaciones diferenciales.

Síguenos
  • Google+
  • RSS
  • Investigación y Ciencia
  • Octubre 2002Nº 313

Cosmología

¿Existe realmente la materia oscura?

El 95 por ciento del universo está perdido. ¿O puede que no?

Menear

El problema de la materia oscura nace de una incongruencia en la masa de las galaxias y las estructuras cósmicas de mayor escala. Los constituyentes de estos sistemas -las estrellas y el gas en el caso de las galaxias, el gas y las galaxias en el caso de los cúmulos de galaxias- se mueven en su seno pero no escapan: los sujeta la atracción gravitatoria del resto del sistema. Con las leyes de la física se calcula cuánta masa tiene que haber para contrarrestar los movimientos y prevenir la dispersión del sistema. Pero la masa total que se observa en el cielo es, con diferencia, menor que la calculada.

Se ve en todas partes esta discrepancia. Aparece en cualquier sistema, de las galaxias enanas, las galaxias normales y los grupos de galaxias a los inmensos supercúmulos. La masa calculada resulta, según los casos, entre unas pocas veces y cientos de veces mayor que la observada.

Puede conseguir el artículo en:

Artículos relacionados