Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

1 de Marzo de 2010
Conservación

La senda del marfil

La caza furtiva de elefantes africanos por su marfil supera hoy los índices alcanzados durante su apogeo en los años ochenta del siglo pasado. Nuevas herramientas forenses basadas en el análisis de ADN ayudan a frenar a los cárteles que operan tras ese.
JEFF HUTCHENS, Reportaje de Getty Images
En 1983, mientras exploraba el pequeño bosque tanzano de Malundwe, en el límite de la reserva de caza de Selous, uno de los autores (Wasser) halló, juntos, dos cráneos de elefante. Uno pertenecía a una hembra de gran tamaño. El otro, de proporciones limitadas: sus molares eran sólo la cuarta parte de los de la hembra; no presentaban siquiera señales de desgaste. Los furtivos habían matado primero al elefante joven, explicó un guarda, con el propósito de atraer a la madre y matarla para extraerle sus poderosos colmillos. Esa explotación de los lazos familiares en el complejo sistema social de los elefantes se ha repetido miles de veces en Africa.
la reserva de caza de Selous es la mayor área protegida de Africa. Pese a ello, figuraba entre las más afectadas por la caza furtiva durante las matanzas que tuvieron lugar entre 1979 y 1989, de las que la prensa informó ampliamente. Mataron al menos unos 700.000 elefantes en ese intervalo; 70.000 sólo en Selous. Después, en 1989, el nuevo director de fauna y flora silvestres de Tanzania inició la Operación Uhai, un ambicioso proyecto contra el furtivismo. El esfuerzo combinado de los guardas de la reserva, la policía y los militares no tardó en poner fin a la mayor parte de la caza furtiva del país.

Artículos relacionados

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.