Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

1 de Marzo de 2010
Clima

Repercusión planetaria de una guerra nuclear regional

Los temores se han concentrado en el enfrentamiento entre EE.UU. y Rusia, pero una guerra nuclear regional entre India y Pakistán podría oscurecer el Sol y matar de hambre a buena parte de la humanidad.
RICHARD LEE
Hace un cuarto de siglo, varios equipos internacionales de científicos demostraron que una guerra nuclear entre EE.UU. y la Unión Soviética produciría un "invierno nuclear". El humo de incendios gigantescos provocados por las bombas lanzadas sobre ciudades y zonas industriales envolvería el planeta y absorbería la luz solar en tal medida que la superficie terrestre se enfriaría, oscurecería y secaría, matando la vegetación a escala mundial y eliminando nuestras fuentes de alimentos. En verano, las temperaturas en la superficie serían de invierno.
El debate internacional acerca de esa predicción, animado por el astrónomo Carl Sagan, obligó a los líderes de ambas superpotencias a enfrentarse a la posibilidad de que su carrera de armamentos no sólo los pusiera en peligro a ellos, sino también a la humanidad entera. Los países, grandes y pequeños, exigieron el desarme.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.