Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

Jean Henri Fabre

Este entomólogo solitario se convirtió en uno de los educadores más conocidos de su tiempo. Hoy podemos apreciar la minusvaloración de sus logros científicos junto a las debilidades de su metodología.

Ya casi nadie recuerda al entomólogo y autor Jean Henri Fabre. Sin embargo, durante el siglo XIX y principios del XX, fue uno de los más apreciados divulgadores de historia natural. Víctor Hugo le llamó el "Homero de los insectos" y Edmond Rostand le rebautizó como el "Virgilio de los insectos". Hacia el final de su vida, Fabre fue propuesto para el Premio Nobel de Literatura; pero el entusiasmo excesivo de quienes le apoyaban, que presionaron en demasía a la Academia sueca, seguramente neutralizó cualquier posibilidad que hubiera podido tener.

Hoy en día, donde más se conoce a Fabre es en Japón. Muchas exposiciones tratan sobre él y sus obras se utilizan normalmente en las escuelas. Desde 1923 las editoriales japonesas han publicado no menos de 47 traducciones completas o parciales de su obra en diez volúmenes titulada Souvenirs entomologiques (Recuerdos entomológicos), así como diversas ediciones de sus otros trabajos.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.