Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

1 de Noviembre de 2009
Paleoantropología

El origen de la cultura humana

Durante la Edad de Piedra Media, en el sur de Africa, los humanos vivieron dos episodios de innovación espectacular que podrían guardar relación con un crecimiento demográfico y con el inicio de la migración fuera del continente.

CORTESIA DE CHRIS HENSHILWOOD

En síntesis

Restos hallados en el sur de África demuestran que durante la Edad de Piedra Media se produjeron dos explosiones de innovación técnica y conductual. Nuestra cultura hunde sus raíces, pues, en épocas más remotas de lo que se pensaba.

La datación mediante luminiscencia estimulada ópticamente, una técnica de gran precisión, arroja luz sobre la duración de esas industrias líticas efímeras, así como sobre las razones de su origen y desaparición.

Estudios paleoclimáticos y genéticos sugieren que la cronología de esos destellos de ingenio humano podría guardar relación con los cambios ambientales, la historia demográfica y el tejido social de nuestros antepasados cazadores-recolectores.

La cueva de Blombos es un abrigo de pequeñas dimensiones, incluso para los parámetros arqueológicos. Sin embargo, los artefactos recuperados en apenas trece metros cúbicos de sedimentos han transformado nuestras ideas sobre el momento en que nuestra especie adquirió los atributos de conducta que solemos asociar a los humanos "modernos". En esa pequeña cavidad situada en un acantilado de arenisca cerca de Ciudad del Cabo, Christopher Henshilwood y sus colaboradores, de la Universidad de Bergen, hallaron registros de expresión simbólica en forma de motivos abstractos (fragmentos grabados de ocre) y ornamentos personales (cuentas de concha) de al menos 70.000 años de antigüedad, es decir, más de 35.000 años anteriores a la aparición de algo semejante en Europa.

Cuando se difundieron esos descubrimientos, a principios de este decenio, su repercusión fue extraordinaria y provocativa, pues rebatían la imagen tradicional sobre la antigüedad y el lugar donde surgió el comportamiento simbólico, un rasgo único de Homo sapiens [véase "La aparición de la mente moderna", por Kate Wong; Investigación y Ciencia, agosto de 2005].

Según diversos fósiles humanos hallados en Etiopía, nuestros rasgos anatómicamente modernos se remontan al menos hasta hace 200.000 años; pero la aparición de la mente moderna fue 100.000 años posterior. Los hallazgos de Blombos plantearon diversas preguntas interesantes. ¿Qué causó ese acontecimiento clave en la Prehistoria humana? ¿Cuál fue su extensión geográfica? ¿Ocurrió de forma simultánea en algún otro lugar del África subsahariana? ¿Qué relación tuvieron esas innovaciones —si es que tuvieron alguna— con las primeras dispersiones de nuestra especie?

El conjunto de útiles líticos que acompañaba a los fragmentos grabados de ocre y las conchas perforadas de Blombos arroja luz sobre tales cuestiones. Las herramientas de piedra suelen aparecer en todos los yacimientos arqueológicos porque se conservan mucho mejor que los restos animales o vegetales. Los arqueólogos prestan particular atención al modo en que estos útiles fueron fabricados y utilizados. Amén de los famosos ocres y cuentas, los niveles de la Edad de Piedra Media de Blombos contienen un importante conjunto de útiles líticos conocidos como puntas de Still Bay (población en la que se encuentran los acantilados). Esas puntas estrechas de forma lanceolada están talladas por ambos lados y probablemente formaban parte de una punta de lanza. Sir Langham Dale las descubrió en 1866 cerca de Ciudad del Cabo; fueron uno de los primeros tipos de industria lítica descritos en Sudáfrica. A. J. H. Goodwin, padre de la arqueología sudafricana, fue el primero en apreciar el refinamiento técnico de dichas herramientas.

Artículos relacionados

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.