Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

1 de Junio de 2013
Historia de la Ciencia

Cuarenta años de libertad asintótica

La peculiar historia de la teoría de las interacciones fuertes.

© Maksim Pasko/iStockphoto

El 4 de julio de 2012 pasará a los anales de la física por ser el día en que se anunció el descubrimiento de una nueva partícula de propiedades coincidentes con las del esperado bosón de Higgs. Aquella pieza era la última que faltaba para completar el modelo estándar, la teoría con la que los físicos describimos las partículas elementales y sus interacciones. Resulta difícil contener la admiración que despiertan los pioneros que contribuyeron a formularla. Su construcción, sin embargo, no siguió un curso lineal. Repasar los momentos que mediaron entre el desconcierto y la comprensión constituye un ejercicio muy útil, que nos enseña mucho sobre la naturaleza del descubrimiento científico y sobre la siempre cambiante sociología del colectivo de investigadores.

Este mes nos brinda la ocasión para recorrer ese camino, ya que en él se cumplen 40 años de la publicación de dos artículos que marcaron un hito en la construcción del modelo estándar. Ambos aparecieron de forma contigua en el número de Physical Review Letters del 25 de junio de 1973. Uno de ellos estaba firmado por David J. Gross y Frank Wilczek, por aquella época en la Universidad de Princeton; el otro, por H. David Politzer, por entonces en Harvard. En 2004, los tres investigadores recibieron el premio Nobel por la aportación que aquellos trabajos hicieron a uno de los pilares de nuestro modelo actual de la naturaleza: la teoría de las interacciones fuertes.

Artículos relacionados

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.