Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

Tendencias en inmunología

El cuerpo contra sí mismo

Hay buenas perspectivas para el tratamiento de los trastornos del sistema autoinmune, pero su funcionamiento aún suscita división de opiniones entre los investigadores.

David A. Hafler se encamina hacia el laboratorio para enseñarnos sus células. Vistas al microscopio, las doradas células del fondo de la caja de cultivo tienen un tierno e inocente aspecto. Sin embargo, explica Hafler, reaccionan con contundencia ante la presencia de algunos componentes de la vaina de mielina lipídica que envuelve las neuronas. "Se vuelven locas —asegura— cuando ven las proteínas básicas de la mielina." Hafler habla como un padre orgulloso, y con razón, ya que las células que nos enseña son realmente suyas: proceden de su propia sangre.

La presencia de ese tipo de células puede ser motivo de preocupación. Son linfocitos T que atacan a la mielina, y se sospecha que son responsables de la esclerosis múltiple (EM), una enfermedad degenerativa que se produce cuando el sistema inmune del cuerpo ataca al sistema nervioso central. La EM puede llegar a producir ceguera, debilitamiento general o incluso parálisis.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.