Satélites: el campo de batalla estratégico

Los sistemas de comunicaciones que transmiten las señales a través de satélites ofrecen numerosas ventajas sobre los sistemas instalados en tierra.
Quien desee adivinar el futuro de las comunicaciones de banda ancha, mire al cielo. Muy pronto el firmamento podría aparecer invadido por no menos de 400 satélites que ofrezcan a los usuarios de Internet unas conexiones, baratas y directas a domicilio, centenares de veces más rápidas que los actuales módems telefónicos. Con un campo que cubre sin obstáculos prácticamente todo el globo, los satélites están preparados para rendir servicios interactivos en banda ancha de una forma que hasta las redes terrestres más avanzadas se verían en graves dificultades para igualar.
Los satélites de la nueva generación actuarán cual potentes repetidores situados en el cielo, recibiendo y reenviando radiotransmisiones procedentes de antenas instaladas en tierra. De un costo muy inferior por capacidad unitaria que la mayoría de los satélites hoy en servicio, emplearán técnicas digitales de nuevo cuño que mejorarán la capacidad, la fiabilidad y la seguridad de las comunicaciones. Además, funcionarán a radiofrecuencias hiperaltas, lo que significa que harán uso de unos haces de radio estrechos capaces de comunicarse con antenas modestas, fácilmente instalables en las casas.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso a la revista?

Otros artículos del informe especial «Internet en casa»

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.

Responsable: Prensa Científica, S.A. Finalidad: enviarle por correo electrónico los boletines que haya solicitado recibir. Derechos: tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir sus datos, así como a otros derechos, como se explica en la información adicional y detallada que puede consultar en nuestra Política de Privacidad.