Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

La memoria autobiográfica

La percepción de nuestra identidad se construye sobre la "memoria autobiográfica", el conjunto de recuerdos y conocimientos que poseemos sobre nosotros mismos. La manera en que se forma esta memoria, sus luces y sus sombras nos revelan poco a poco sus.

© istockphoto / Jeff Nagy

La memoria, una de las funciones mentales fundamentales, nos permite hacer resurgir el pasado en nuestra mente. En el lenguaje común, el término memoria hace referencia a una forma particular, la memoria autobiográfica. Esta representa un conjunto de informaciones y de recuerdos propios de cada uno, acumulados desde el nacimiento, y que nos permiten construir un sentimiento de identidad. Forma parte de la memoria a largo plazo, que nos permite almacenar informaciones durante un largo período de tiempo, si no durante toda la vida.

Ya en 1890, William James escribía en sus Principios de Psicología: "Un recuerdo es más que un hecho con fecha en el pasado: es un hecho con fecha en mi pasado. [...] Debe aparecérseme envuelto de ese "calor" y de esa "intimidad" [...], que son los criterios con los que la conciencia reconoce y se adueña de cualquier tipo de experiencia".

Artículos relacionados

Otros artículos del informe especial Encrucijada de recuerdos

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.