La cara amable del mal humor

Los aguafiestas pierden en popularidad frente a los optimistas, quizá porque no se conocen algunas de sus virtudes: la buena memoria y una mente más despierta.

GEHIRN UND GEIST / ANKE LINGG Y EMDE-GRAFIK

En síntesis

En la actualidad, el mal humor goza de mala fama, lo cual es injusto. Las personas negativas tienen más memoria y menos propensión a dejarse manipular que las positivas.

Un estado anímico negativo contribuye a prestar más atención al entorno; también facilita un procesamiento más elaborado de la información.

Los sujetos malhumorados son más autocríticos y suelen responsabilizarse de sus errores.

¿Se imagina ver siempre todo de color de rosa, con buen humor y en positivo, nunca en negativo? La mayoría de las personas consideran que esta actitud ante la vida convierte el viaje vital en más llevadero, ya que permite sentirse bien y ver el vaso del futuro medio lleno. En cambio, un planteamiento pesimista y teñido por el mal humor no suele tener buena prensa, más bien al contrario: a los sujetos que visten este perfil se les considera unos aguafiestas. Sin embargo, levantarse con el pie izquierdo tiene sus ventajas.

Joseph Forgas, de la Universidad de Gales del Sur, investiga desde hace más de diez años el efecto que ejerce el mal humor en la memoria. En 2009, se preguntó cómo afecta el ánimo negativo en el día a día de las personas. Como actividad rutinaria escogió las compras. Descubrió que existe un factor que ejerce una fuerza muy poderosa sobre el estado de ánimo: el tiempo atmosférico. El investigador se apostó a la salida de una papelería con el objetivo de preguntar a los clientes que salían del establecimiento cómo se sentían. Encuestó a un total de 73 personas. De promedio, como esperaba Forgas, los sujetos afirmaban sentirse de mejor humor cuando lucía el sol que si llovía. Comprobó a continuación la memoria de las personas que se situaban en ambos extremos, es decir, las que se sentían de mejor humor y, al contrario, las más malhumoradas. Les planteó la siguiente cuestión: «¿Cuáles de los diez pequeños objetos situados junto a la caja registradora puede recordar?». Los productos (entre ellos, coches de juguete y huchas en forma de cerdito) resultaban poco llamativos y se ignoraban con facilidad, lo cual dificultaba su remembranza.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso a la revista?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.

Responsable: Prensa Científica, S.A. Finalidad: enviarle por correo electrónico los boletines que haya solicitado recibir. Derechos: tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir sus datos, así como a otros derechos, como se explica en la información adicional y detallada que puede consultar en nuestra Política de Privacidad.