Redes de memoria

La ciencia creía haber hallado un lugar para cada memoria en el cerebro. Todo indica, sin embargo, que las distintas clases de memoria están tejidas por redes de neuronas que conectan muchos lugares del cerebro entre sí.

Nota característica del sistema nervioso es su capacidad de almacenar información sobre uno mismo y sobre el propio entorno. En el cerebro, todas las regiones almacenan algún tipo de memoria, si bien los humanos solemos ceñir el significado de ese término al conjunto de experiencias personales que un individuo adquiere a lo largo de su vida.

La investigación en primates ha permitido mostrar que la memoria se almacena en gran parte en la neocorteza, es decir, en la región de aparición más reciente en la evolución de la corteza cerebral. Y ha puesto de manifiesto que las distintas clases de memoria están tejidas por redes de neuronas repartidas por la neo­corteza e interconectadas entre sí. El sustrato cortical de la memoria, de la cognición en general, es la expansión ascendente de una jerarquía de estructuras neurales que tiene su base en la médula espinal. Cada nivel de esta jerarquía consta de dos componentes principales; a su vez, cada componente está dedicado a una de las dos funciones orgánicas básicas, la de sentir y la de actuar. Lo mismo podemos decir de la corteza cerebral, que tiene una región posterior, sensorial, y una frontal, motora. Ambas almacenan memoria.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso a la revista?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.

Responsable: Prensa Científica, S.A. Finalidad: enviarle por correo electrónico los boletines que haya solicitado recibir. Derechos: tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir sus datos, así como a otros derechos, como se explica en la información adicional y detallada que puede consultar en nuestra Política de Privacidad.