Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarle el uso de la web mediante el análisis de sus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra Política de cookies .

Actualidad científica

Síguenos
  • Google+
  • RSS
  • Temas IyC
  • Julio/Septiembre 2008Nº 53

Astronomía

Sistemas planetarios extrasolares

Gracias a la observación de estos mundos lejanos vamos conociendo mejor la formación y evolución de los sistemas planetarios.

Menear

Gracias a la observación Christiaan Huygens realizó la primera búsqueda de planetas extrasolares de que se tenga noticia. Era en el siglo xvii. Las tres centurias siguientes asistieron a falsas alarmas, esperanzas frustradas y detecciones nulas. En 1988 aparecieron los primeros despuntes de progreso. El equipo dirigido por Gordon A. H. Walker, de la Universidad de la Columbia Británica, anunció la presencia de compañeros invisibles de masa planetaria en órbita alrededor de diversas estrellas cercanas. Se mostraron cautos. Considerarlos planetas constituía sólo una de las posibles interpretaciones de los datos. En consecuencia, muy pocos se percataron del anuncio.

Al año siguiente, David W. Latham, del Centro Smithsoniano de Astrofísica de Harvard, y cuatro miembros de su equipo informaron de la posible órbita de un planeta en torno a la oscura estrella HD 114762. Puesto que la masa del objeto de Latham decuplicaba, al menos, la masa de Júpiter, muchos pensaron que se trataba de una enana marrón o de una estrella de masa muy pequeña. De nuevo, no se reparó en la noticia.

Puede conseguir el artículo en:

Artículos relacionados