Un nuevo libro de Hawking ha reavivado la cuestión de las relaciones entre la ciencia y las creencias. Parece que después de haber apuntado lo contrario, Hawking plantea ahora que el universo podría haber sido creado por la inexorabilidad de las leyes de la física, no por algún Dios creador como creen algunas religiones, principalmente el cristianismo.

 

De nuevo revivimos un episodio de los errores pasados en la confrontación entre ciencia y fe. Confrontación que tiene como ejemplo el caso de Galileo o la condena durante años más o menos explícita de la teoría de la evolución por parte de la Iglesia Católica. Y en el extremo opuesto la previa afirmación de Hawking o el hecho que la Iglesia casi hubiera estado a punto de dar la bienvenida a la teoria del Big Bang como algo que favorecía la idea de un Dios creador.

 

Uno se pregunta hasta cuando unos y otros no se darán cuenta de que el concepto de creación del universo que plantean las religiones nada tiene que ver con cualquier teoría científica del inicio del universo que observamos ni con cualquier otro hecho científico. Por mucho que la gravedad cuántica o las teorías de todo llegaran a establecer con detalle por métodos científicos – tal como es su obligación intentarlo – el origen de nuestro universo observable, nada de esto invalidaría cualquier creación del universo que plantee una creencia. Como ningún avance científico puede demostrar la existencia, o no, del Dios de la fe. Supongo que son muchos los creyentes que no estarían interesados en un Dios que pudiera ser demostrado por ninguna ciencia.

 

La versión americana de Investigación y Ciencia publica un artículo de Lawrence M. Krauss en el que, junto a otros datos preocupantes como la negación de la teoría de la evolución por un alto porcentaje de norteamericanos a causa de ideas religiosas,  se escandaliza de que, según una encuesta de Science, “sólo el 33 por ciento de los americanos estuvieran de acuerdo en que “el universo empezó con una gran explosión””. A continuación, aprovecha para introducir aspectos de pedofilia y de condones, todo en el mismo saco!

 

Para empezar, yo tampoco estoy de acuerdo con la frase objeto de la encuesta. Sí que lo estaría si la pregunta hiciera referencia a que “según las actuales evidencias científicas el universo observable empezó con una gran explosión”.

 

Ramón Pascual de Sans
Ramón Pascual de Sans

Profesor emérito de física teórica de la Universidad Autónoma de Barcelona, presidente honorario de la fuente de luz de sincrotrón ALBA y miembro de la Real Academia de Ciencias y Artes de Barcelona.

Sobre este blog

«Al contrario de los tertulianos, me abstendré de comentar aquello de lo que no sé lo suficiente.»

Ver todos los artículos