Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

18 de Febrero de 2020
Cáncer

Una proteína del ébola permite eliminar de forma selectiva las células de glioblastoma

En ratones, un nuevo virus híbrido, que expresa la molécula del letal patógeno, infecta y descompone las células tumorales, mas no las normales. Ello aumenta la supervivencia de los animales.

Los glioblastomas constituyen un tipo de cáncer cerebral agresivo, recurrente, de difícil tratamiento, y a menudo con mal pronóstico. En la imagen, partícula del virus del Ébola [Flickr/NIH]

¿Puede uno de los virus más mortales ayudar en la lucha contra el glioblastoma? De acuerdo con un estudio, publicado en tiempo reciente por la revista Journal of Virology, la respuesta parece ser afirmativa. Al parecer, una glicoproteína con un dominio de tipo mucina (MLD, por sus siglas en inglés), que confiere al ébola la habilidad de evadir y retrasar la respuesta del sistema inmunitario, también favorecería la capacidad de infectar y eliminar las células cancerosas.

En su trabajo, Anthony N. van den Pol y su equipo, de la Universidad de Yale, en colaboración con científicos del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas y el Centro Médico de Albany, ambos en Estados Unidos, crearon un microorganismo híbrido o quimera. Es decir, modificaron el virus de la estomatitis vesicular, cuya infección ocasiona úlceras en la mucosa bucal del ganado, a fin de que expresara la proteína MLD del ébola. Dicha estrategia permite atacar al tumor, pero sin dañar al paciente.

En primer lugar, los investigadores probaron, in vitro, la eficacia del sistema en células de melanoma humano, así como melanocitos sanos. De forma interesante, el virus quimera infectó a la mayor parte de las células tumorales, mas casi no afectó a las normales. Experimentos realizados con gliomas y células gliales en cultivo confirmaron este resultado.

Asimismo, la inyección del patógeno híbrido en el cerebro de ratones resultó segura, ya que ninguno de los animales experimentó síntomas de toxicidad o pérdida de peso. Además, el organismo eliminó completamente el virus 14 días después de la administración.

Sin embargo, el microorganismo resultó letal para el glioblastoma, pues los investigadores observaron la desaparición completa del cáncer trascurridos 57 días desde la inyección. Ello aumentó de forma notable la supervivencia de los roedores con este tipo de tumor.

Para Van den Pol y sus colaboradores el éxito de la terapia radica en la incapacidad de las células cancerosas para responder ante una infección vírica. Por consiguiente, destacan que el uso del virus híbrido junto con la cirugía podría ayudar a prevenir la recurrencia del glioblastoma, una de las neoplasias más agresivas y difíciles de tratar.

Marta Pulido Salgado

Referencia: «Mucin-like domain of Ebola virus glycoprotein enhances selective 4 oncolytic actions against brain tumors», de X. Zhang et al., en Journal of Virology, publicado el 12 de febrero de 2020.

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.