Motores moleculares. Diseño y síntesis

En los sistemas biológicos existen motores moleculares que se basan en la rotación coordinada, como el que produce el movimiento de las bacterias.

El movimiento coordinado es fundamental en la vida. En el dominio macroscópico los motores convierten energía en movimiento mediante procesos identificados. Menos conocidos son los sistemas moleculares inductores de movimiento, por ejemplo el de las bacterias o el de contracción muscular. En el propio tamaño molecular estriba una de las dificultades para su estudio, que debe acometerse con microscopios de gran resolución.

La construcción de motores moleculares constituye un auténtico reto. El afán por desarrollar sistemas moleculares que realicen funciones análogas a las observadas en el mundo macroscópico, ha llevado a la preparación de dispositivos moleculares que simulan engranajes, torniquetes, redes, frenos, tubos y otros mecanismos. En alusión a sus dimensiones nanométricas, se llama nanotecnología la disciplina que se ocupa del creciente número de artilugios moleculares aplicados en sistemas físicos y químicos.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso a la revista?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.

Responsable: Prensa Científica, S.A. Finalidad: enviarle por correo electrónico los boletines que haya solicitado recibir. Derechos: tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir sus datos, así como a otros derechos, como se explica en la información adicional y detallada que puede consultar en nuestra Política de Privacidad.