Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

1 de Mayo de 2016
Taxonomía

El extraño monstruo fósil

Resuelto un antiguo enigma filogenético.

CORTESÍA DE SEAN McMAHON, UNIVERSIDAD YALE

En 1955, Francis Tully, coleccionista de fósiles aficionado, descubrió un espécimen extrañísimo en Mazon Creek, un rico yacimiento cercano a Chicago. La piedra que halló contenía los restos de un animal de forma tubular, con ojos pedunculados y un largo aparato bucal rematado con una especie de pinza dentada. Apodado el monstruo de Tully, el ejemplar de 300 millones de años de antigüedad acabó convirtiéndose en el fósil oficial del estado de Illinois. A pesar de su popularidad, hasta hoy había sido un quebradero de cabeza para los especialistas.

Según los resultados publicados en Nature, el organismo sería un predecesor de las lampreas actuales, unos peces sin mandíbulas (agnatos) y hematófagos. Los expertos han llegado a esta conclusión tras analizar 1200 muestras del monstruo (la mayoría, de unos 15 a 20 centímetros de largo) y reparar en que lo que suponían parte del intestino ha resultado ser en realidad la notocorda, una primitiva espina dorsal. La curvatura descendente de la notocorda encauzó al equipo hacia las lampreas, que también comparten esa rareza fisiológica.

Pese a todo, Victoria McCoy, paleontóloga de la Universidad de Leicester que encabezó el estudio mientras se hallaba en la Universidad Yale, no cree posible cerrar el caso. «Aún sabemos muy poco sobre el modo de vida del monstruo de Tully», confiesa. «Pero ahora podemos tomar las lampreas modernas y otros peces como análogos y esperamos comenzar a desentrañar las misteriosas costumbres de este monstruo primitivo.»

Puedes obtener el artículo en...

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.