Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

1 de Agosto de 1999
Medicina

Cirugía guiada por imágenes

Mediante técnicas de realidad virtual, que aportan medios equivalentes a la visión por rayos X, el cirujano extirpa tumores sin dañar los tejidos circundantes.
En el quirófano se va a intervenir a una mujer joven para extirparle un tumor cerebral que le produce ataques casi diarios. Operación que debe librarla de esa amenaza letal, aunque entraña el máximo riesgo. El tumor oprime la corteza motora del cerebro, una franja de tejido que controla los movimientos voluntarios. Y el caso es que a simple vista tumor y corteza se confunden. Dejar parte del tumor posibilita su reproducción, pero arrancar un trozo de corteza cerebral conlleva un peligro cierto de parálisis.
Si el neurocirujano se ha prestado a operar es porque dispone de unos extraordinarios instrumentos concebidos para multiplicar su probabilidad de éxito. En un ángulo de la sala, contempla un monitor que exhibe una réplica tridimensional informatizada de la cabeza de la paciente, modelo que se ha construido anteriormente a partir de imágenes obtenidas por resonancia magnética no agresiva.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.