Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

¿Cómo cazar un león? Muy fácil. Se toma una jaula esférica y se la coloca en medio del desierto, que es donde viven los leones. Se mete uno en la jaula y se encierra den­tro de ella. Después se efectúa una inversión, transformación geométri­ca que deja invariante la esfera pero convierte todo punto exterior a ella en interior. Tras la inversión, el león, que estaba fuera de la jau­la, se encuentra ahora prisionero en su interior, mientras que uno está fuera de ella, libre.

Quizá no sea necesario decir que esta historia es típica del humor de que hacen gala los matemáticos, pues suelen ser sus propios miem­bros quienes mejor saben ridiculi­zar a un grupo determinado. Nada más manido que reprocharles a los matemáticos su falta de sentido práctico, pero hacía falta todo el genio de la disciplina para hacerlo mediante esta caza del león.

Puedes obtener el artículo en...

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.