INVESTIGACIÓN Y CIENCIA

En el año 2000, el Instituto Matemático Clay (con sede en Cambridge, Massachusetts) anunció los problemas del milenio, siete problemas abiertos que la comunidad matemática considera especialmente importantes y difíciles. También anunció premios de un millón de dólares para la primera persona que resuelva cada uno de ellos. Uno de los problemas, la conjetura de Poincaré, fue resuelto en 2003 por el matemático ruso Grigori Perelman, pero los otros seis permanecen abiertos. En la columna de este mes me gustaría analizar uno de ellos.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso a la revista?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.