Inhibición de la fotosíntesis por herbicidas

El conocimiento de la estructura y función de la progeína Qb del cloroplasto permite diseñar una nueva arma genética en la lucha contra las malas hierbas.

La sal común se aplicó desde la antigüedad a los lindes de los caminos para evitar el crecimiento de la vegetación. Con el desarrollo de la industria se comenzó a aprovechar ciertos residuos para idéntica finalidad herbicida. Pero hubo que esperar hasta 1932 para ensayar la eficacia controladora de malas hierbas de la primera sustancia química creada con ese propósito: el DNOC (siglas del 2-metil 4, 6-dinitrofenol). Años más tarde se descubrieron análogos químicos de las hormonas vegetales, lo que contribuyó decisivamente a la generalización del uso de tales agentes. Hoy superan la cifra de 300 los compuestos herbicidas, de características físicas y químicas muy diversas.

Pero desde el primer momento alcanzaron un papel relevante los herbicidas que ejercen su acción fitotóxica inhibiendo la actividad fotosintetizadora de la planta. Ello se justifica, en parte, por la extraordinaria sutileza de la maquinaria fotosintetizadora, que la convierte en muy sensible a la acción selectiva de agentes extraños, y, en parte, por la íntima relación entre fotosíntesis y vida vegetal. En este terreno merecen citarse los trabajos pioneros de W. G. Templeman y W. A. Sexton, de la Imperial Chemical Industries (Gran Bretaña), con los N-fenilcarbamatos, herbicidas estos que entraron en seguida en la práctica agronómica. La década de los sesenta fue decisiva para su desarrollo, y hoy puede decirse que más de la mitad de los herbicidas en uso agronómico inciden, de una u otra forma, en el proceso de fotosíntesis.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso a la revista?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.

Responsable: Prensa Científica, S.A. Finalidad: enviarle por correo electrónico los boletines que haya solicitado recibir. Derechos: tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir sus datos, así como a otros derechos, como se explica en la información adicional y detallada que puede consultar en nuestra Política de Privacidad.