Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

Claves de la motivación

Conocer los auténticos motivos de la propia conducta no resulta tarea fácil. Aquello que creemos querer tiene con frecuencia poco que ver con lo que deseamos.
gehirn & geist / milena schärer
Salir a correr, telefonear a mamá, tirar la basura. Se trata de pequeños objetivos. ¿Grandes metas? Casarse, comprar una casa, tener hijos. Sea en la vida profesional sea en la privada, al ser humano le gusta marcarse objetivos y emprender planes para el futuro. Nada se deja al azar. No obstante, con frecuencia es este último el que toma las riendas del asunto. Muchas personas se acogen al principio hedonista «evita lo que cause dolor, busca lo más placentero» para dirigir sus acciones. ¿O aspiran en el fondo a obtener logros, poder y reconocimiento?
La primera, a la par que básica, pregunta que se plantea desde la psicología de la motivación es siempre: «¿Por qué alguien hace lo que hace?». Como toda cuestión elemental, la respuesta resulta compleja. Todos nosotros nos encontramos inmersos en un cúmulo de necesidades; a menudo unas en competencia con otras. ¿Voy a comprar o me quedo en casa sentado frente al televisor? ¿Ahorro o me gasto el dinero en unas estupendas vacaciones? ¿Sigo fiel a mi pareja o me atrevo con una fugaz aventura? En ocasiones, la cabeza no desea lo que el corazón rige. Otras veces sucede al contrario.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso a la revista?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.