En busca de fármacos antitumorales

El poder comprender, desde una nueva perspectiva, la biología subyacente bajo una terapia exitosa del cáncer quizá nos lleve a un medicamento indicado para tumores sólidos de diversa índole.
Desde el momento en que se aprobó en 1998, el compuesto Herceptín de la compañía Genentech ha logrado un impresionante récord de seguimiento para un porcentaje de pacientes con cáncer de mama. Hablamos de un fármaco en la vanguardia de la primera generación de la terapia de diana. Algunas pacientes que lo toman viven más y el tamaño de sus tumores se mantiene bajo control, mejor que si se hubieran limitado a la quimioterapia estándar.
Para crear el Herceptín, los expertos de la compañía Genentech se basaron en investigaciones sobre el mecanismo molecular de la célula cancerosa. Hay células de cáncer de mama que siembran su exterior con una sobreabundancia de receptores; éstos se emparejan y disparan una cascada de señales que provocan que la división incontrolada de las células, su resistencia a la quimioterapia y la promoción del crecimiento de vasos sanguíneos que faciliten la dispersión de células tumorales.

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso a la revista?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.