Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

1 de Noviembre de 2006
Memoria

Interior de una mente genial

Kim Peek posee una de las memorias más extraordinarias que se han conocido. Mientras no demos explicación a sus habilidades, no podremos comprender los mecanismos de la cognición humana.

En 1887 J. Langdon Down describió "el síndrome del savant", expresión que él mismo acuñó para un tipo extraño de sabiduría o brillantez mental asociado a una extraordinaria memoria. Señaló el caso de un paciente capaz de recitar palabra por palabra La decadencia y ruina del imperio romano de Edward Gibbon. Desde entonces, la memoria de un savant (sabio en francés) se ha relacionado casi siempre con un dominio específico, como la música, el arte o la matemática. Sin embargo, en el ciudadano estadounidense de 54 años Kim Peek, el prodigio mismo es su fenomenal memoria, por la que sus amigos le llaman "Kim-puter".

No es exagerado decir que Kim puede extraer un dato de su biblioteca mental con la misma rapidez que un buscador explora Internet. En cierta ocasión, leyó en una hora y 25 minutos la obra de Tom Clancy La caza del Octubre Rojo, y preguntado cuatro meses más tarde dio el nombre del operador de radio citado en el libro, la página en que se describe el personaje y la reproducción literal de varios pasajes.

Artículos relacionados

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.