Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarte el uso de la web mediante el análisis de tus preferencias de navegación. También compartimos la información sobre el tráfico por nuestra web a los medios sociales y de publicidad con los que colaboramos. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies .

Los comienzos de la industria del genoma humano

Las empresas públicas y privadas que descifraron el primer borrador del código genético humano tuvieron que soportar una larga y penosa travesía.

El Proyecto Genoma, después de catorce años de investigación y una inversión superior a los 3000 millones de euros, anunciaba el pasado octubre el desciframiento completo del ADN humano. El logro, alcanzado cuatro años después de trazarse el primer bosquejo de la secuencia, se ha recibido como una aportación fundamental al conocimiento de la especie humana, que permitirá avances revolucionarios. Este artículo nos retrotrae a 2000, año en que se presentó el primer borrador (provisional) del genoma, para mostrar cómo se articulaba entonces el entramado de empresas e instituciones protagonistas de esta intensa carrera, que acaba de llegar al fin de su comienzo.

Ya se puede leer todo el código genético de un ser humano en Internet. No es lo que podría considerarse una lectura fácil: de principio a fin no aparecen más que las letras A, T, C y G, repetidas una y otra vez en orden variable y con una longitud suficiente como para llenar más de 200 guías telefónicas. Para los biólogos, sin embargo, constituye el gran éxito de la temporada. Las letras representan los productos químicos del ADN que integran todos los genes de los seres humanos e influyen en su forma de hablar, de andar, de pensar y de dormir. Francis S. Collins, director del Instituto Nacional de Investigación sobre el Genoma Humano en Bethesda, Maryland, piensa que es como si leyéramos nuestro propio libro de instrucciones. ¿Qué puede haber más interesante?

Puedes obtener el artículo en...

¿Tienes acceso?

Los boletines de Investigación y Ciencia

Elige qué contenidos quieres recibir.